Text Size
Domingo, Febrero 26, 2017
Top Tab Content

Estimado candidato a la presidencia de la República Mexicana.

Los firmantes, miembros de la agrupación Ateos de México, somos estudiantes, trabajadores, empresarios, hijos, abuelos, padres de familia, entre otras muchas cosas; somos parte de esta nación y somos ateos y librepensadores. Nuestro colectivo se caracteriza por ser diverso, incluyente y tolerante hacia los demás; y podemos presumir que somos gente mexicana pensante, preparada y con iniciativa, preocupada además por el resquebrajamiento del Estado laico, ése por el cual muchos mexicanos arriesgaron, pelearon y perdieron la vida.

 

ATEOMEX¿Qué tipo de urgencia política puede llevar a usted como candidato a asistir a una asamblea de la Conferencia del Episcop ado Mexicano, como si los que NO pertenecemos a la religión católica (ni a ninguna otra) no fuésemos a votar? ¿Por qué limitarse sólo al clero católico y no reunirse también los demás grupos religiosos y no religiosos que existen en México?

 

No todos los mexicanos somos católicos, o creyentes en algún tipo de dios o poder superior. Nos preocupa que ustedes pudieran tener una visión de los que habitan el país como entes homogéneos. Tal concepción resultaría discriminatoria y la discriminación es un asunto grave.

 

¿Dónde está el respeto al Estado laico? Los asuntos de política deben quedarse en donde pertenecen: en el campo de la política. Si los obispos realmente quieren conocer las diversas posturas de los candidatos, bastaría con que leyeran las propuestas que cada uno de ustedes ya ha hecho pública. Y de aquí nos surge una duda: ¿qué pretenden los obispos de la CEM al convocarlos en sus instalaciones, evaluar al candidato en el cual centrarán sus esfuerzos para inducir el voto de sus feligreses, en un claro abuso del cargo que ostentan? ¿Qué no está acaso eso prohibido por las leyes que establecen que la religión debe estar separada del Estado? Eso es lo que, al parecer, pretenden los obispos de la CEM, y creemos que ustedes están conscientes de ello, de allí nuestras dudas.

 

Los temas que supuestamente preocupan a los obispos ─pobreza, derechos humanos, educación, desarrollo, salud, etc.─ son problemas que el estado mexicano debe resolver, ¿Cuándo, si acaso, ha estado dispuesta la Iglesia Católica a repartir sus cuantiosas riquezas para atenuar los problemas de pobreza que aquejan a nuestro país desde hace décadas?

En una nota de El Universal [http://www.eluniversal.com.mx/notas/842086.html] del 17 de abril de 2012 se afirma que a los obispos "les preocupa que la familia viva cada vez más sin dios, lo cual se traduce en un ambiente inhóspito". ¿En qué se basan los obispos para afirmar semejante cosa? Muchas de nuestras familias viven sin dioses y nunca se ha conformado un ambiente inhóspito… A menos que se refieran a que será inhóspito para cometer sus abusos, bastante conocidos por cierto.

 

La "desintegración familiar" es resultado de la escasez de oportunidades, de la falta de empleo, de la inequitativa distribución de la riqueza, de la escasa o nula educación, entre otros; lo cual resulta en migración, abandono y delincuencia en el peor de los casos. Nada de lo anterior tiene relación alguna con el vivir sin dioses y, finalmente, la familia de hoy en día no es la misma de hace cincuenta años. Tal vez algún día los obispos se den cuenta de ello. Y ustedes también, como candidatos.

Muchísimos ateos, algunos de los cuales son personajes reconocidos mundialmente, han dedicado su vida a la búsqueda de la verdad, al avance científico y social, a la toma de conciencia de lo que somos como seres humanos y de lo que podemos lograr. Lo anterior al parecer no le queda claro a la jerarquía católica. Lo tendría claro si se dedicara realmente a la búsqueda de la verdad.

Los obispos igualmente dijeron que están "dispuestos a enfrentar el reto de revertir la secularización en la sociedad". ¿Qué es la secularización? "La secularización es el proceso que pueden experimentar los estados a partir del momento en que la religión y sus instituciones pierden influencia sobre ellos. Con la secularización, lo sagrado cede el paso a lo profano y lo religioso se convierte en secular." [http://es.wikipedia.org/wiki/Secularizaci%C3%B3n]

Valdría la pena conocer cómo es que piensan “enfrentar” ese reto, cómo harán los obispos para lograr que esta sociedad mexicana vuelva a un pasado oscuro, intolerante, irracional y decadente, típico del medievo. "Revertir la secularización" equivale a entregarle el control del gobierno a la iglesia. No podemos permitirlo pues las afirmaciones de los obispos son una seria amenaza hacia nuestra libertad física y de conciencia. ¿Qué podemos esperar los ateos y librepensadores ante una afirmación de tal magnitud? Ustedes, como candidatos, ¿qué respuesta civil y jurídica darán a semejante planteo desafiante, semejante a otra declaración de guerra cristera?

 

Sabemos que no podemos impedir que asistan a dicha asamblea, pero exigimos que escuchen lo que tenemos que decir sobre lo que necesita nuestro país, comenzando por el fortalecimiento del Estado Laico y el respeto a los derechos humanos.

 

Quedamos en espera de su respuesta.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

Responsables de la publicación

  • Javier Delgado Rosas, México D.F.
  • Judith del Rocio Cortés Vázquez, México, D.F.
  • Mónica Moreno Rubio, Querétaro, Qro.
  • Salvador Estrada Esparza, México, D.F.
  • Alfonso García Chico, Chihuahua, Chih.
  • Alejandro Flores Rodríguez, Veracruz, Ver.

 

Si desea firmar y apoyar esta carta, por favor escriba:
" De acuerdo" y en el siguiente renglon, su nombre, estado o pais y un pequeño comentario opcional.

Gracias

{jcomments on}

 

Who's Online

Hay 20 invitados y ningún miembro en línea